Toca el turno a los juveniles

Por Jesús Suárez Valmaña

Aplazado una semana en su comienzo, tradicionalmente paralelo al de sus hermanos menores de la categoría Júnior o 15-16 por necesidad de completar exámenes docentes, este sábado arranca en ocho estadios del país el XLVI Campeonato Nacional Juvenil.

Tal como sucedió hace siete días con los cadetes, 16 equipos divididos en cuartetos de cuatro grupos iniciarán y completarán durante tres meses un calendario regular de 36 juegos con el consiguiente estreno de las nuevas provincias de Artemisa y Mayabeque, en la nueva estructura que desde este 2011 muestra también la clase más avanzada del béisbol escolar.

De esta forma, con el arranque del torneo de los peloteros de hasta 18 años –el nivel Sub 18, según la categorización de la IBAF- se consuma una vez más el gigantesco esfuerzo del estado cubano de llevar a la par a lo largo de todo el archipiélago tres campeonatos nacionales en su más seguida disciplina deportiva.

En una suerte de ensayo ya estrenado el fin de semana anterior en la Sub 16 de lo que pudiera ocurrir en un futuro próximo con la estructura competitiva de los mayores, aparecerán Pinar del Río, Isla de la Juventud, Artemisa y La Habana por el Grupo A; mientras por el B lo harán Mayabeque, Matanzas, Cienfuegos y Villa Clara, definiendo ambos a la virtual mitad Occidental.

Asimismo, por la Oriental figuran, en la llave C, Sancti Spíritus –como corresponde a su real ubicación geográfica-, Ciego de Ávila, Camagüey y Las Tunas; al tiempo que más al extremo, por la D, se sitúan Granma, Holguín, Santiago de Cuba y Guantánamo.

Las demarcación en zonas Oeste y Este no tiene más función que designar al concluir dos cupos adicionales con el mejor promedio ganador restante, para acompañar a los punteros A, B, C y D, que como conjunto de ocho clasificados concurrirán a una denominada Fase Final de todos contra todos para definir al titular.

Debido a la división de la antigua provincia de La Habana, ahora denominación de la capital, pero coronada hace un año en su sede principal de San José de las Lajas tras una final triangular entre los entonces tres punteros zonales, el certamen tiene la inusual peculiaridad de no contar con un campeón defensor en el terreno.

De sus herederos, hoy en Artemisa y Mayabeque, los primeros conservaron a su coronado manager del 2010, Alexander Sosa.

Quizás por ello, el choque de los artemiseños ante Pinar del Río –con la aparición en sus filas del destacado mundialista y tercera base Lázaro Hernández- en Consolación del Sur, reviste atractivos como una de las más llamativas subseries de este inicio.

El programa se completa por el Grupo A con el enfrentamiento de Isla de la Juventud y Ciudad de La Habana en su sede habitual de Cuatro Caminos; mientras que por el B, Matanzas visitará a Villa Clara en Vueltas, al tiempo que Cienfuegos lo hará a Mayabeque en Güines.

Del lado Oriente, en el sector C, Sancti Spíritus recibe a Camagüey en el estadio José Antonio Huelga y Las Tunas a Ciego de Ávila en el Mella. Por el Grupo D, Holguín acogerá en el Calixto García Número 2 a Santiago de Cuba y Guantánamo a Granma en el Van Troi.

Estas mismas series particulares, pero permutando las sedes, serán las que tendrán lugar en el segundo fin de semana del XVIII Campeonato Nacional Júnior 15-16.

Las etapas regulares de ambos torneos están previstas finalicen el tres de abril, pues los juegos pendientes de la aplazada primera semana de los juveniles serán reprogramados sin correr su calendario.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: